• Iliana Sánchez

Línea de fuga

El Corán que conocemos, el libro del dogma, fue fabricado de tal manera que las pausas (uquf) fueran señalizadas y la forma de leer o recitar el texto tuviera un único timbre fonético, pues si se pronunciaba de otra manera daría cabida a la herejía, es decir, al momento de la creación. Y no hay nada más peligroso que crear cuando se habla en términos religiosos.


La línea de fuga pausada, el canal en donde la pausa es el momento inmóvil en donde todo se detiene para dar paso a otro momento, el momento de la traición, de la creación. La pausa es también silencio y vacío. Estas fotografías responden a esas pausas y momentos de vacío de la línea de fuga, momentos donde todos los tiempos confluyen, devienen. Donde lo único importante es no pensar, convertirse en un personaje anónimo, cuyo único objetivo es escaparse de sí mismo, fugarse. Y donde no le queda más que crear, en el mejor de los casos.

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square